Kategorier
Hälsa-sv

¿Cuáles son los masajes para una parálisis facial?

¿Cuáles son los masajes para una parálisis facial? Los masajes pueden ofrecernos diferentes efectos terapéuticos según la manera en la que sean aplicados, encontrando un recurso muy útil para tratar múltiples patologías. Entre estas, la parálisis facial es uno de los padecimientos que podemos tratar mediante el uso de estas maniobras aplicadas a nuestro cuerpo. Vamos a conocer cuáles son los masajes para una parálisis facial.

En este artículo desarrollaremos de manera resumida y cómoda todos los puntos que necesitas conocer para entender sobre los masajes para una parálisis facial. Pero antes, debemos entender más acerca de esta patología, para luego adentrarnos correctamente en el contexto a tratar.

¿Qué es la parálisis facial?

La parálisis facial es un trastorno que se caracteriza por la pérdida parcial o total del movimiento facial, debido a la imposibilidad de utilizar de manera voluntaria los músculos de la cara. Este tipo de padecimiento es tratado con una serie de maniobras que, mejorando la circulación, otorgan resultados terapéuticos positivos para recuperar el control normal de la cara.

Existen dos tipos parálisis facial, diferenciándose principalmente en función del área del rostro afectada: parálisis parcial y parálisis total. La persona, en cualquiera de los casos, encontrará dificultad para el habla, sensación de sequedad en el ojo, dolor en el área afectada, problemas para cerrar el párpado e hiperacusia.

Adicionalmente, encontraremos una denominada parálisis facial central, la cual se explica a nivel de una lesión en el cerebro y no en los nervios faciales respectivamente. Para estos casos, la afectación solo se presentará en una cuarta parte de la cara, específicamente, en la sección media inferior del rostro -ya sea del lado derecho o izquierdo-.

¿Cómo debe tratarse la parálisis facial?

El tratamiento va a depender del tipo de parálisis facial que padezca el paciente. En este artículo, nos enfocaremos en la parálisis facial provocada por un fallo en los nervios faciales específicamente. Esta clase de parálisis es tratada con masajes que mejorarán de manera importante la circulación en el área del rostro, lo que acelerará el tiempo en que el paciente pueda recuperar su movilidad.

Típicamente, existen tratamientos alternativos dirigidos a tratar la parálisis facial como soplar por un determinado período de tiempo, o también masticar alimentos duros como chicles o golosinas. Este tipo de tratamientos no presenta ninguna garantía ni aprobación en el área médica, contrario a los masajes, los cuales son propiamente un tratamiento fisioterapéutico.

El primer paso es consultar con un especialista, quien le ayudará a determinar el origen y causa de la parálisis, lo que posteriormente le permitirá definir el tipo de tratamiento.

Masajes para parálisis facial (Producto de fallo en nervio facial)

La aplicación de estos masajes es favorecer la estimulación del metabolismo celular, así como ayudar a la estimulación de la troficidad tisular muscular. Todo esto, a través de la mejora de la circulación. La relajación proporcionada por los masajes aporta, a nivel psicológico, una disposición en el moldeamiento de sus nervios.

Masajes realizados por el paciente

Como bien su nombre lo indica, son maniobras que el paciente podrá realizar por su cuenta. Sin embargo, deberán igualmente ser corroborados por el especialista a cargo, quien le indicará si los está realizando de manera correcta.

  • Contracción de los labios: Al igual que en el momento de dar un beso, se deben contraer los labios ligeramente. Este proceso debe repetirse lentamente por 1 minuto.
  • Soplido: Debe soplar ligeramente como si quisiera silbar. Repetir este procedimiento al menos unas 20 veces.
  • Dientes en presión: Apretará los dientes lentamente y con una presión considerable, pero sin llegar a ejercer una fuerza muy importante. Dejará relajar por 10 segundos y luego volverá a apretar. Esto lo deberá realizar por 5 minutos.
  • Elevación de labio superior: El paciente debe subir su labio superior hasta llegar a la nariz, de modo que los dientes superiores queden totalmente descubiertos. Realizarlo por al menos 1 minuto, de manera suave y detenida.
  • Comisura abierta: Deberá sonreír sin abrir su boca, estirando los labios hacia los labios, descubriendo específicamente la comisura. Esto deberá realizarlo de adentro hacia afuera y viceversa.
  • Estiramiento manual: Sobre su mejilla derecha, deberá colocar su mano izquierda. Ahora, con el uso de su índice y medio, deberá estirar su mejilla ligeramente, pero sin atraer el párpado inferior derecho. Dejará reposar por 5 segundos y luego volverá a estirar.
  • Mentón arrugado: Subirá el mentón tanto como pueda, arrugándolo de ser posible. Lo repetirá por al menos 1 minuto.
  • Abrir y cerrar: Cerrará y abrirá sus ojos por unos 10 minutos, lentamente, evitando hacer este movimiento de manera rápida y brusca.
  • Levantamiento de cejas: De manera cuidadosa, deberá subir sus cejas tanto como pueda. La expresión deberá ser como la de un rostro sorprendido específicamente. Al llegar a lo más alto, las dejará en reposo por 5 segundos y luego volverá a subirlas. Esto deberá hacerlo por 10 minutos.

Masajes realizados por fisioterapeuta

Por otra parte, estos masajes son aplicados por un especialista en el rostro del paciente. Al respecto, se presentan dos ejemplos:

  • Masajes en la zona de los ojos: Tiene como punto de partida la zona del entrecejo, atravesando la zona superior de los párpados para alcanzar el ángulo externo del ojo. Ahora se debe ir hasta la nariz, llegando hasta su raíz. Este masaje debe realizarse aplicando ligeros toques de presión, recorriendo las zonas mencionadas en el respectivo orden.
  • Masaje de pases ligeros: Deben realizarse movimientos ligeros y simétricos en ambos lados de la cara, apoyando con mayor presión sobre el lado afectado (en caso de ser parálisis parcial). El recorrido debe realizarse por los márgenes del rostro, de arriba hacia abajo, y con toques muy suaves hasta llegar a la frente.

Con estas aplicaciones, el paciente podrá encontrar un proceso evolutivo rápido y pleno en la recuperación de su movilidad facial. Es importante contar con la asistencia de un especialista que pueda asegurar la correcta aplicación de los masajes. Ya que una mala aplicación, podría dar lugar a secuelas en las complicaciones asociadas al movimiento facial.

Consultar así mismo en nuestros blogs: Remedio contra una lesión facial en la antigua Mesopotamia;  Tipos de masajes terapéuticos; limpieza facial feng shui.

Share via
Copy link
Powered by Social Snap