Categorías
sexualidad

Diosa madre y matriarcado

Diosa madre y matriarcado, un post sobre mitos en la civilización minoica y quizás, posturas tergiversadas o sesgadas al respecto, de la mano de Sir Arthur Evans (1841-1951), el gran divulgador de esta cultura mediterránea.

Este gran excavador de Knossos,prácticamente inventó nuestras apreciaciones comunes sobre la diosa madre, interpretando las imágenes vistas en los muros, anillos y piedras de sello encontradas, donde el común denominador eran bellas mujeres con el pecho desnudo, manipulando serpientes, como si en esta zona del mundo la deidad superior fuera una deidad femenina y como si allí, el matriarcado fuera la norma. No obstante, si se pone en contexto la civilización minoica. La diosa serpiente sería la patrona de reyes y marineros, encarnando la fertilidad y la maternidad, gobernando el cielo, la tierra y el inframundo. Había una deidad masculina pero era un muchacho subordinado a la diosa, como hijo o consorte de la diosa. Evans estaba poderosamente influenciado por las teorías feministas de entonces.

En la actualidad, los expertos opinan que podían haber grandes deidades femeninas (madres de dioses) entre los pobladores de Minos y sus alrededores, pero lo que no se puede aseverar de un tajo, es que el matriarcado fuera la norma en dichas culturas.Si miramos las otras civilizaciones florecidas del mediterráneo oriental, el segundo milenio antes de Cristo, observamos teocracias lideradas por varones y guerreros. Todos ellos tenían dioses masculinos jovenes y guerreros como: Reshep, Baal, El, Adad, Sin, Ningirsu y así sucecivamente en los reinos de Mesopotamia y Levante.
Egipto tenía sus propios dioses guerreros, Amon, Seth y Horus.

Y no era porque estos pueblos no tuvieran a su vez poderosas deidades femeninas (donde podemos incluir a las guerreras y destructivas Anat, Ishtar y Sekhmet). Ciertas deidades femeninas a su vez tenían cualidades de diosas madre: Aserah, Hator e Isis. Otras diosas tenían un desmesurado atractivo sexual, muy peligroso para los varones.

El pecho desnudo de la diosa serpiente en la Creta minoica, es sexualmente seductor pero no indica que ella fuera la divinidad por excelencia.Seguramente hubo una constelación de deidades tanto masculinas como femeninas. De todas formas solo son especulaciones sólidas, pues no contamos con textos narrativos escritos que nos sirvan de pruebas. Investigadores como Martín P. Nilson (1874-1967) cayeron en la trampa metodológica de considerar la religión minoica como precursora de los mitos griegos,antes que como un sistema propio, ignorando los paralelismos con el cercano Oriente.

Leer también: historia de Inanna,diosa venus,  el neolítico, Afrodita

Por Angel Eulises Ortiz

Consultor en marketing online, SEO , SEM ; Blogger, curioso; amante de la tecnología, que quiere entender su entorno, la evolución de la publicidad e Internet; tel- ☎ : +573214800273