Categorías
economia

Crisis de 1929

Para hilvanar de manera fluida la historia sobre la crisis de 1929, regresemonos unos años antes en el tiempo, a cuando existía la prosperidad económica.En los Estados Unidos esto ocurría durante la década de 1920.

Una economía fuerte y el avance tecnológico introdujo artículos de lujo como radios, aspiradoras, y los automóviles en la vida del estadounidense promedio. Muchos de estos artículos podrían ser comprados a crédito para pagar en cómodas cuotas mensuales. El creciente sentimiento de optimismo y la prosperidad del país, había llevado a muchas personas a adquirir cuantiosas deudas, o a tomar en préstamo fuertes sumas de dinero.

El sueño de hacer fortuna rápidamente y la posibilidad de comprar acciones a crédito le permite a los estadounidenses comunes y corrientes invertir sus pequeños ahorros en el mercado de valores. Las acciones representan la parte de la propiedad de una empresa. Un inversionista decide comprar acciones con la esperanza de que el valor de las acciones se eleve, para que puedan vender las existencias de las mismas a un mayor costo de lo que pagaron por ellas.

¿Cómo se puede aumentar el valor de una acción? Los precios de las acciones se pueden aumentar a medida que más personas se interesan en la acción o si la compañía muestra buenos resultados en sus balances.

Del mismo modo, el valor de la acción descenderá si las acciones de la compañía no son apetecibles(rotan poco) o si la empresa no tiene éxito. Cuando eso sucede, los inversionistas pierden dinero. Las acciones son comprados y vendidos en las bolsas de valores, y en el año de 1929, la Bolsa de Nueva York ( NYSE) fue el mercado cambio principal de los Estados Unidos.

Comprando a crédito.

La compra de acciones en la década de 1920 fue facilitada por las empresas de corretaje. A los Inversores se alentó a comprar acciones «al margen». Esto significa que el inversor pagaba un pequeño porcentaje del coste total de las acciones y pedía prestado el resto del corredor. Si el valor de las acciones subía, entonces el inversionista hacía mucho dinero.

Si el valor de las acciones caía, sin embargo, a continuación, el corredor de valores podría exigir más dinero para cubrir algunas de las pérdidas, un acto conocido como un «llamado de margen.» Si el dinero no se pagaba, el corredor podia vender las acciones a los precios de mercado actuales. Esto significaba que el inversor perdería la platica que había invertido y fuera de eso le terminaba debiendo dinero al broker.

Como los precios del mercado estaban aumentando de manera constante a través de la década de 1920, muchos pensaron que los inversores que compran sobre margen era seguro. (Durante la década de 1920, hubo poca regulación del mercado de valores. Ciertas prácticas no reguladas inflaban el valor de las existencias.) A menudo el valor de las acciones reflejaba el interés de los inversores en una empresa en lugar del rendimiento de la empresa.

Algunos inversores aprovecharon el poder de tener a su alcance información privilegiada para manipular los precios de las acciones y obtener beneficios enormes. Pero la gente comun y corriente se engañaba con estas sutilezas y solo veía prosperidad por doquier, lo que les hacía comprar más y más acciones.

Los precios de las acciones alcanzaron un máximo histórico el 3 de septiembre de 1929, entonces comenzó una disminución lenta pero constante de esos precios. Aunque hubo pequeñas manifestaciones de aumento de el valor, el descenso continuaba a través de septiembre y octubre.

A finales de octubre, el miedo y el temor empezó a crecer entre todos los inversores.
Como más y más brokers exigían cada vez más su dinero con el dichoso margen , los valores siguieron bajando.

El precio de las acciones comenzó a caer en picado, el jueves 24 de octubre de 1929, cuando miles de agentes pedían a sus clientes su dinero más su «seguro». Los banqueros impidieron un colapso total del mercado en ese día, pero sólo temporalmente. El lunes 28 de octubre o lunes negro más inversores deciden salir despavoridos del mercado, causando un descenso del 13%.

Martes negro

Martes negro (Black Tuesday), asi se le conoce a aquel dia 29 de octubre de 1929 (29/10/1929), en los Estados Unidos. Ese día, el valor de las acciones en la Bolsa de Nueva York (NYSE) cayó en picada, y muchos estadounidenses perdieron sus ahorros.

El Martes negro es comúnmente considerado como el comienzo de la Gran depresión (que duraría 12 años y que afectó a todos los países desarrollados de occidente), una recesión económica en la que gran parte del país luchó para mantener un mínimo de alimentos en la mesa y un techo, pero no fue fácil.

Para el martes, 29 de octubre, la pérdida continua del valor de las acciones , creó pánico entre los inversionistas.Unas 16 millones de acciones cambiaron de manos y el Dow Jones perdió unos 30 puntos o un 12%. La venta se produjo a un ritmo tal que el mercado colapsó (crashed). Muchos inversionistas, grandes y pequeños, no sólo perdieron sus ahorros, sino que también se hallaron muy endeudados.

Los precios del mercado de valores continuaron disminuyendo durante los próximos dos años y medio. La caída de la bolsa ese nefasto Martes Negro se convirtió en una duradera depresión económica, que afectó todos los aspectos de la vida norteamericana y mundial durante una década.

Ver también: Ciencia 1900-1930

Ediciones 2012-2020

Language: Español